Frase de amor #1

Tu amor me inspira, tu ternura me conmueve y tus besos me enloquecen.

Frase de amor #2

Mi plan era no enamorarme, peor me sonreíste y lo arruinaste.

Frase de amor #3

Y una cosa puedo jurar: yo que me enamoraré de tus alas, jamás te las voy a querer cortar.

Frase de amor #4

♥ Quédate con quien te bese el alma, la piel te la besa cualquiera.

Frase de amor #5

¿Y tú que sabes del amor? Yo te sé a ti de memoria

Mostrando entradas con la etiqueta Amor propio. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Amor propio. Mostrar todas las entradas

jueves, 10 de septiembre de 2020

Yo valgo mucho

Un hermoso texto de amor propio escrito de manera anónima que encontramos en las redes sociales y compartimos con ustedes: se titula "Yo valgo mucho".

Si te gustó este post te invitamos a compartirlo en tus redes sociales para que tus seres queridos, familiares y amigos también puedan leerlo.

También te recomendamos leer el texto de amor propio "Aprendí que valgo mucho" en nuestro blog.

También te invitamos a seguirnos en nuestras redes sociales para leer más mensajes sobre el amor. Muchas gracias por seguirnos y leernos.

Te sientes así? Estás de acuerdo con estas palabras? Comenta debajo, para interactuar con nuestra comunidad de personas románticas.

Texto de amor propio : Yo valgo mucho

Yo valgo mucho

“Siendo una mujer en esta época, estoy en posición de pedirle a un hombre lo que yo sola no puedo hacer por mí.
Y estoy en la posición de preguntar: ¿Qué es lo que tú puedes aportar en mi vida?
“No me estoy refiriendo al dinero, yo necesito algo más”. Yo necesito un hombre que luche por la perfección en todos los aspectos de la vida. “Yo busco a alguien que luche por superarse, a alguien con quien conversar y que me motive a ser cada vez mejor”. YO NO NECESITO A ALGUIEN MENTALMENTE SIMPLE E INMADURO. Quiero a alguien a quien admirar y que me admire por mí misma.
Yo necesito a alguien lo suficientemente sensible para que me comprenda por lo que yo paso en la vida como mujer, pero lo suficientemente fuerte para darme ánimo y no dejarme caer.
Alguien que me abrace tan fuerte que haga desaparecer mis miedos. Un hombre que comparta mis silencios, que entienda mi historia; que me ayude a sanar y a volver a creer.
Busco a alguien en quien pueda confiar, que me respete como su pareja y mejor amiga. Yo no puedo ayudar a un hombre inútil, que no se puede ayudar así mismo. “Yo busco a un hombre sensible y con buenos sentimientos, porque él conocerá mis sentimientos con sólo mirarme a los ojos”. Busco ternura.
Él le dijo: “Estás pidiendo mucho”
Ella le contestó: “Yo valgo Mucho”.

Así de simple .....!

domingo, 30 de agosto de 2020

Nunca volveré a sentirme insuficiente para nadie...

Un hermoso texto de amor propio escrito de manera anónima que encontramos en las redes sociales y compartimos con ustedes: "Nunca volveré a sentirme insuficiente para nadie..." se titula.

Si te gustó este post te invitamos a compartirlo en tus redes sociales para que tus seres queridos, familiares y amigos también puedan leerlo.

También te recomendamos leer el poema "Se acostumbró a no esperar nada de nadie..." en nuestro blog.

También te invitamos a seguirnos en nuestras redes sociales para leer más mensajes sobre el amor. Muchas gracias por seguirnos y leernos.

Te sientes así? Estás de acuerdo con estas palabras? Comenta debajo, para interactuar con nuestra comunidad de personas románticas, quedamos pocos, pero somos buenos.

Nunca volveré a sentirme insuficiente para nadie...

Nunca volveré a sentirme insuficiente para nadie...

Nunca volveré a sentirme insuficiente para nadie...

Si alguien cree que existe alguien mejor que yo, adelante...

Si alguien piensa que mi cariño no le basta, que siga caminando...

Si siente que como mujer no lo lleno, que me deje y se busque otra...

Si alguien se espanta con mis locuras, que huya...

Si me considera demasiado romántica, cursi, si el tiempo y los besos que necesito se le hace demasiado, si cree que soy exigente, que vuele...

Sí, que vuele, porque no quiero a mi lado a alguien que constantemente se esté quejando de que soy poco o mucho, de que hago o no y que no valore todo lo que le entrego, todo lo que me doy, porque no soy de medias tintas, porque yo si amo quiero amar con todo y nada por mitades, eso ya no va conmigo!...

Y sí decide quedarse, bajo advertencia no hay engaño, yo no me disfrazaré de princesa perfecta, a veces tengo mal humor o hago berrinches, tengo mil y un defectos pero también cien mil virtudes, al final todos tenemos algo de malvados...

Todo debe ser recíproco, te amo, me amas, te respeto, me respetas, te tolero me toleras, pero eso sí, que el amor y los buenos momentos sean infinitos porque ya no estamos para andar por el mundo sintiéndonos insuficientes para nadie.

Se acostumbró a no esperar nada de nadie...

Un hermoso poema de amor propio femenino escrito de manera anónima que encontramos en las redes sociales y compartimos con ustedes: "Se acostumbró a no esperar nada de nadie..." se titula y habla de la soltería y de acostumbrarse a la soledad, a amar a la persona más importante de nuestras vidas: nosotras mismas.

Si te gustó este post sobre amor propio te invitamos a compartirlo en tus redes sociales para que tus amigas, tus seres queridos, tus familiares también puedan leerlo.

También te invitamos a seguirnos en nuestras redes sociales para leer más mensajes sobre el amor. Muchas gracias por seguirnos y leernos.

Te sientes igual a la chica que escribió esto? Compartes estas palabras del poema? Comenta debajo, queremos conocerte, hay una comunidad de personas románticas con las que puedes interactuar desde Amor Amor.

amor propio

Poema: Se acostumbró a no esperar nada de nadie...

Se acostumbró
a ocupar toda la cama al dormir,
a no cocinar los domingos
y a volver a la hora que le de la gana.

Se acostumbró
a no dar explicaciones
y hacer lo que le gusta
sin que nadie la critique.

Se acostumbró
a comer a la media noche
y a ver sus programas favoritos,
a cantar en voz alta
y bailar por toda la casa
Sin que nadie la tache de loca.

Se acostumbró
a recibir llamadas a cada rato
y contestar mensajes muy tarde,
a salir con amigos
y viajar uno que otro fin de semana.

Se acostumbró
al olor del café por las mañanas
y a caminar descalza por el jardín,
a tardar cuando le toca arreglarse
y a cancelar citas a último momento
sólo porque no tiene ganas de salir

Se acostumbró
a ella,
a sus cosas,
a su vida,
a estar sola

Se acostumbró a no esperar nada de nadie...

Autora: Anónima